Lecturas para el 8 de Junio, Día de Pentecostés